Tartaleta de Naranja Sanguina con Fresas marinadas

3.23.2017




Hoy les traigo una receta simplemente deliciosa, es una combinación de sabores realmente increíble y la textura es muy suave, deliciosa y fresca en la boca.


Tenía pensado publicar una receta de una tarta selva negra, pero me había olvidado de el reto Dis-Fruta de este mes, que verdaderamente este mes era todo un reto, teníamos que hacer una coctelera de frutas con frutas exóticas o poco comunes de usar diariamente. Así que buscando, necesitaba una receta que combinara, y pensando decidí modificar una receta original, por algunas aportaciones mías y el resultado fue realmente acertado y delicioso.


Ingredientes

Para la base:
125 g de mantequilla
250 g de galletas (maria o digestive)
35 g de coco rallado sin azúcar

Relleno:
1 lata de leche condensada con azúcar (397g)
4 yemas de huevo
la ralladura de una naranja  sanguina (completa)
100 ml de jugo de naranja sanguina recién exprimido
4 claras de huevo

Jarabe de limón:
la ralladura fina de un limón
jugo de 1 limón
100 ml de agua
135 g de azúcar
350 g de fresas frescas

Preparación

Base de la Tarta
Derretir la mantequilla, triturar las galletas junto con el coco rallado y mezclarlo todo con la mantequilla derretida. Poner esta mezcla en el molde para tartas de 24 cm de diámetro desmontable y presionar muy bien la base de la galleta contra el molde para dejarla bien compacta y pegada al fondo y a las paredes de nuestro molde. Un vez hecho esto la llevamos al frigorífico por 30 minutos.
Para el relleno
Precalentamos el horno a 175ºC. Ponemos en el bol de la batidora la leche condensada, las yemas, la ralladura y el jugo de la naranja en el bol de la batidora y mezclamos muy bien.
Por otro lado montamos las claras en otro bol. Incorporamos la mitad de las claras montadas a la masa de naranja con una espátula y mezclamos. Después agregamos el resto, la masa quedará muy esponjosa al hacerlo de esta manera. No debemos mezclar demasiado, solo lo necesario hasta que no se vean rastros de las claras montadas en la mezcla.
Vertemos la mezcla en el molde y hornearemos la tartaleta entre 16 a 18 minutos, solo hasta que haya cuajado. Dejamos enfriar a temperatura ambiente y luego la dejamos en el frigorífico como mínimo 3 horas.
Para el jarabe de limón
Ponemos a hervir la ralladura de limón, junto con el jugo de limón, el agua y el azúcar a fuego lento por 10 minutos, hasta que la mezcla haya espesado un poco. Dejarlo enfriar un poco y reservar.

Decoración
Lavamos y cortamos las fresas. Las ponemos dentro del jarabe de limón y las dejamos marinar por 30 minutos. Desmoldamos la tartaleta con mucho cuidado, ya que la base es un poco frágil, ponemos las fresas encima de la tartaleta y un poco del jarabe por encima antes de servirla.

Observaciones:
Una tartaleta deliciosa, pero para consumirse el mismo día, ya que de un día para otro las fresas se ponen feas y blandas.
La receta lleva huevos L pero sobra un poco de masa, así que podemos hacer dos tartaletas minis con lo que sobra.
Esperar a que el jarabe este tibio o casi frío para que las fresas no se estropeen y queden muy bonitas en la decoración.



Bueno pues con esta receta participo en el reto Dis-Fruta de este mes del blog de mi amiga Lidia.

Y me despido en esta ocasión dandole las gracias a todos por leerme, por hacer y leer mis publicaciones y por estar aquí cada semana. Hasta la próxima receta y muchos saludos desde Michigan.







4 comentarios:

  1. Tiene una pinta tremenda!! Si que es cierto que debe ser una verdadera explosion de sabores maravillosa!! Gracias por participar un mes más en el reto. Besos

    ResponderEliminar
  2. Wowww!! Qué rico!!! Vaya combinación!! Me encanta!! Besitos, guapa!

    ResponderEliminar